• Arco de Belén
  • Arco de San José
  • Castillo
  • Ermita de la Concepción
  • Ermita del Socorro
  • Hospital de San Lorenzo
  • Iglesia
  • Museo de Arte Visigodo
  • Plaza Mayor
  • Puente de los Cinco Ojos
  • El arco de Belén, formado por una entrada en forma de medio punto, posee un matacán en uno de los lados y coronamiento de merlones.

    Presenta una reconstrucción de piedras irregulares enmarcadas entre doble fila de ladrillos de adobe, imitando el típico muro toledano.

    Arco de Belén
  • Dos de las cuatro puertas de entrada que tuvo la Villa. De la Sureste queda el nombre, Puerta de Mora.

    El arco de San José es de medio punto enmarcado por dos pilares de mampostería, aunque puede que su construcción date del S.XV.

    Arco de San José
  • Se alza esta fortaleza al Oeste de la Villa. Construida a fines del S.XIV, presenta una planta rectangular que pierde por la existencia de una torre cuadrangular y el ábside semicircular de la capilla interior.

    En cada esquina y en el centro de la cortina Norte, se sitúa una garita volada de sillares con su modillones y saeteras. La puerta de acceso consta de un arco de medio punto adovelado y enmarcado por sendas columnas con el escudo sobre la clave.

    Castillo
    Castillo
    Castillo
  • El edificio presenta una nave central y, quizás, tuvo otra nave más pequeña con una forma de pequeña planta de cruz latina. En la actualidad, sólo presenta un de los brazos de esta pequeña nave.

    Ubicada muy cerca de la Iglesia Parroquial, la restauración comenzada en el año 2002, puso al descubierto el suelo original de la misma. Todo él de sillares de granito.

    Ermita de la Concepción
  • Dedicada a la “Virgen de Socorro” Patrona de la Villa, se alza al Norte en el camino hacia Toledo. Su festividad coincide todos los años con el 8 de septiembre.

    Ermita del Socorro
  • Enmarcado en tres grandes columnas, representa el lado bondadoso y caritativo de las gentes de otro tiempo, ricas y generosas con el viajero y necesitado.

    Hospital de San Lorenzo
  • Dedicada a la iglesia parroquial a Santo Tomás Apóstol, fue construida a mediados del S.XVIII a espensas del Pueblo.

    Toda ella se presenta con sillar de piedra muy regular. Compuesta de una magnífica nave central, siete capillas y tres altares. Fue obra del Infantel Cardenal Borbón quién mandó su construcción y de ahí el escudo que preside la entrada a la misma.

    Está construida sobre el solar que ocupaba el antiguo templo que fue demolido. Está atribuida al arquitecto Alberto Churriguera que la proyectó como colegiata enmarcada por dos enormes torres gemelas de las que sólo se construyó una.El paisaje de Orgaz, a su llegada desde la lejanía, es inconfundible por la majestuosidad con la que se alza la Iglesia en el horizonte.

    En su interior se venera la imagen del “Cristo del Olvido” cuya festividad llega el todos los 25 de Agosto, día en el que se dan cita todos los orgaceños de origen.

    Iglesia
    Iglesia
  • A tan solo 5 Kms del municipio de Orgaz se encuentra el lugar de Arisgotas, nucleo rural caracterizado por la gran riqueza de su patrimonio arqueológico. Con el fin de resaltar su importante pasado altomedieval ha nacido el Museo de Arte Visigodo en la localidad, que recoge relieves de gran calidad artística datables en el siglo VII.

    Las instalaciones cuentan con una sala de exposición de piezas, apoyada por un cálido montaje museográfico que permite al visitante ampliar sus conocimientos sobre una de las culturas más desconocidas de España.

    La visita al Museo se completa con una presentación multimedia que muestra la reconstrucción virtual de los principales monumentos visigodos de la zona, como son, el Monasterio de los Hitos (Arisgotas) y la Iglesia de San Pedro de la Mata.

    Museo de Arte Visigodo
    Museo de Arte Visigodo
  • Rodeando la Iglesia Parroquial, se encuentra la Plaza Mayor que presente unos soportales que la encuadran en un paisaje de columnas que mira de frente.

  • Levantado para dar paso sobre el arroyo Riánsares, está construidos en sillares de piedra, como no podía ser de otra manera dado el número de bloques de granito existentes en la zona.

    Mando construir por el rey Carlos III para su viajes a Andalucía, muestra de forma clara el caudal que debía soportar el mencionado arroyo en tiempos pasados.

    Perdido el suelo original de grandes planchas de granitos, se restauró con gran acierto y rigurosidad de materiales y estudios arqueológicos. Su restauración data del año 2001.

    Puente de los Cinco Ojos
    Puente de los Cinco Ojos